niños jóvenes agricultura, Invest Pacific
01 septiembre 2022

Gracias a la iniciativa de la compañía Yara y la Fundación Casa de la Ciencia se genera conciencia en las futuras generaciones sobre la conservación de los recursos naturales, el cambio climático y la nutrición vegetal.

Según la ONU, los jóvenes pueden ser una fuerza positiva para el desarrollo de las naciones cuando se les brinda espacios de conocimiento y oportunidades para que puedan prosperar. Debido a su capacidad de aprendizaje y adopción de tecnologías, son un grupo con potencial para afrontar los diferentes desafíos que nos impone la actual realidad como el cambio climático y el uso eficiente de recursos como el agua y el suelo.

Bajo este panorama, nace el ‘Yara Club Agrícola y Ecológico’, donde la compañía Yara une esfuerzos con la Fundación Casa de la Ciencia, para despertar en los niños y jóvenes del sector rural y urbano, ubicados en Yotoco y Buga, Valle del Cauca, el interés por aprender sobre la producción agropecuaria y la educación ambiental, mediante el diseño de prácticas educativas científicas juveniles.

“Con este proyecto buscamos que los niños de 8 a 16 años realicen en su tiempo libre actividades relacionadas con el mundo del campo y la protección de los recursos naturales, donde a través de estudios a pequeña escala relacionados con la nutrición vegetal ellos entiendan la importancia de mantener la seguridad alimentaria y sean embajadores de las buenas prácticas. Somos conscientes que debemos desde ya trabajar con estas generaciones para que vean en el campo una oportunidad y podamos cultivar un futuro positivo alimentario para los colombianos”, expresa Iván Buelvas, Site Manager de Yotoco para Yara Colombia.

Desde la apertura a finales de marzo, más de 100 niños y adolescentes de diferentes instituciones educativas hacen parte de este ‘Club Agrícola y Ecológico’, donde profesionales en pedagogía de la fundación con experiencia en agroindustria, recursos naturales y agroecología, se unen con agrónomos expertos de Yara para impartir talleres basados en la técnica APE -Alternativas, Posibilidades y Elección-, en este caso relacionadas con las temáticas ejecutadas en cada taller.

La Fundación Casa de la Ciencia, fue creada en el 2004 con el objetivo de acercar la ciencia, la astronomía y la biología a través de la investigación a niños de escuelas y colegios tanto privadas como públicas. “Nos motiva este proyecto, lograr sinergias ha sido para nosotros un paso para avanzar hacia una sociedad más justa y colaborativa. Entendemos los retos que afronta el planeta no solo en materia de conservación también en la producción de alimentos y ha sido satisfactorio ver cómo los niños y adolescentes responden de manera positiva ante el conocimiento, queremos que ellos construyan su proyecto de vida pensando en el campo”, puntualiza, Oscar Amaya, director y fundador de la Fundación Casa de la Ciencia.

Es así como en el ‘Yara Club Agrícola y Ecológico’, es una iniciativa que busca conectar el campo con las nuevas generaciones a través de la transferencia de conocimiento en conceptos básicos de la agricultura como el agua, el suelo, como se nutre una planta, nutrientes, y fertilización.

Compartir conocimiento una pasión

Oscar Amaya es un bugueño zootecnista graduado de la Universidad Nacional cuenta además con un postgrado en agroecología y un diplomado en gestión ambiental. Además, ha realizado estudios en docencia y fortalecimiento institucional para la gestión ambiental en la Universidad Autónoma de Occidente en Cali. Es el actual director y fundador de la Fundación Casa de la Ciencia, donde ha trabajado por más de 18 años en un sueño que comenzó en una casa en Buga donde con mucho esfuerzo adecuado para tener un espacio educativo e investigativo disponible para los niños y adolescentes.

La labor de la fundación ha sido reconocida en Colombia con el Premio Nacional al Mérito Científico en 2009, Mención de Honor en los Premios Ciencia y Solidaridad en el 2014. A nivel internacional ha sido reconocida con los premios Innovadores de América en la categoría de Educación en el 2014, Premio Cemex Tec 2016 al Emprendimiento Social Latinoamericano y Mención de Honor por la Fundación FIDAL en Quito – Ecuador.

Sobre Yara y su presencia en la región

Yara dio apertura en el 2018 a su terminal de fertilizantes más grande y moderna en Latinoamérica ubicada en Yotoco, Valle del Cauca. Esta inversión en la región ha contado con el acompañamiento de Invest Pacific.

El conocimiento, productos y soluciones de Yara ayudan a los negocios de agricultores, distribuidores y clientes industriales, a crecer de manera rentable y responsable, mientras protegen los recursos naturales, los alimentos y el medio ambiente. Sus fertilizantes, programas y tecnologías para la nutrición de cultivos aumentan los rendimientos, mejoran la calidad del producto y reducen el impacto medioambiental de las prácticas agrícolas; mejorando la calidad del aire y reduciendo las emisiones de la industria y el transporte.

Contactos para más información:

Jenny Angélica Villamil
Especialista de Comunicaciones
(+57) 321 813 6647
jenny.villamil@yara.com

Luisa Fernanda Díaz
DATTIS Consultores
(+57) 322 366 4488
luisadiaz@dattis.com

Compartir: