, Invest Pacific
27 julio 2022

Conozca cuáles son los proyectos de inversión en logística, producción manufacturera con vocación exportadora; así como en operaciones de tecnología, que están jalonando la inversión en el Suroccidente colombiano.

El Valle del Cauca continúa siendo un epicentro atractivo para la inversión extranjera directa en Colombia y América Latina. Muestra de ello es que entre 2021 y 2022, Invest Pacific ha acompañado el establecimiento de 27 proyectos de inversión extranjera y nacional, los cuales estarán generando 3.461 empleos formales y directos, y sus montos de inversión superan los USD $487 millones.

Todas estas inversiones provienen de doce países: Estados Unidos, Brasil, México, Perú, Argentina, Chile; Reino Unido, Francia, Irlanda, Holanda, Alemania. Asimismo, figuran inversiones de empresas de otras regiones de Colombia que han visto las fortalezas que ofrece el Valle del Cauca para la ampliación de sus operaciones con fines productivos y de exportación.

En lo que respecta al 2022, se destaca la llegada de grandes empresas manufactureras que han elegido al Valle por su amplia capacidad productiva y exportadora para atender desde aquí al mercado nacional e internacional. Una de ellas es Nexans, de origen francés y especializada en fabricación de cables y fibra óptica, que tras la adquisición de Centelsa convierte al Valle del Cauca en sede de su operación para los países andinos. Otro de estos jugadores es Nadir Figueiredo, compañía brasileña especializada en productos de cristalería para el hogar que ahora cuenta con su planta de producción en Buga.

También figuran Bold (Acrílicos Santa Clara), un centro de distribución de acrílicos que se creó en Brasil y ahora se expandió a Yumbo, y otras dos compañías que llegaron al departamento con un centro logístico de cadena de frío y una bodega de almacenamiento. De igual manera, cabe resaltar el crecimiento de empresas ya presentes en la región, tal es el caso de una nueva línea de producción de Kimberly Clark, en el norte del Cauca, y Vistex con la expansión de sus operaciones de software.

Por otro lado, el Valle del Cauca se continúa consolidando como una excelente plataforma para el establecimiento de centros de distribución de gran formato. Al de Dollarcity, que actualmente se construye en Palmira, dentro del Parque Industrial Guajira 7, se suma el grupo portugués Jerónimo Martins, que inicia la construcción de sus nuevas instalaciones para continuar con su crecimiento en el país. También están los nuevos centros de distribución Copidrogras y Madecentro, ubicados en el Parque Industrial La Magdalena. Todo esto, gracias a las ventajas de costo eficiencia logística que ofrece la región, por su ubicación estratégica, amplia red de carreteras, y cercanía al aeropuerto internacional y al Puerto de Buenaventura.

“Todas estas compañías han sabido aprovechar las oportunidades que ofrece la región en términos de competitividad, talento humano, tejido empresarial y ubicación geográfica. El Valle del Cauca tiene una oferta de valor sólida en varios sectores estratégicos: operaciones en tecnologías y software; BPO Contact Centers bilingües y centros de servicios compartidos; operaciones frutícolas y conexas a la cadena agroexportadora; de ingredientes para alimentos y centros de distribución; de materiales de construcción, productoras de empaques y equipos eléctricos”, indicó Alejandro Ossa, director ejecutivo de Invest Pacific.

Dentro de las estrategias para atraer más inversión extranjera al Valle del Cauca, figuran las misiones que lidera Invest Pacific. En este primer semestre se desarrolló una en México, donde se concretaron varias oportunidades para expansión de operaciones y así atender desde la región a los mercados de la Alianza del Pacífico. También hubo una misión en Israel, en la cual se confirmó el interés de empresas israelíes en desarrollar operaciones de tecnología; y una misión virtual con empresas japonesas interesadas en explorar más oportunidades de inversión en la región.

Durante la segunda mitad de 2022, Invest Pacific representará al Valle del Cauca ante empresarios de países como Perú, Brasil, Chile y Argentina, y también dentro de Colombia para promocionar los atractivos del territorio frente a los sectores estratégicos que ayudarán a jalonar nuevas inversiones.

Entre los aliados fundamentales para promover la inversión extranjera directa están la Gobernación del Valle del Cauca y la Alcaldía de Cali, a través de sus secretarías de Desarrollo Económico; la Alcaldía de Palmira, a través de su Dirección de Emprendimiento y Desarrollo Empresarial; la Cámara de Comercio de Cali; Procolombia, y muchos otros gremios, empresas y universidades.

¿Qué tiene esta región para ser tan atractiva?

La lista de bondades es larga. Por un lado, está la amplia capacidad productiva y exportadora que les permite a las empresas manufactureras atender el mercado nacional e internacional. Por otro lado, está el auge y crecimiento de compañías de BPO contact centers bilingües, que continúan con sus planes de expansión, generando amplias oportunidades de trabajo formal para la población.

Como si fuera poco, el Valle del Cauca es la despensa agrícola de Colombia y aporta cerca del 35% de la producción total del país. Por su liderazgo agrícola ha logrado la consolidación de empresas frutícolas y conexas a la cadena agroexportadora. También aporta el 9,8% del PIB nacional y concentra el 16% de la industria nacional y el 22% de la agroindustria.

Además, el departamento cuenta hoy con más de 200 empresas de capital extranjero que han llegado desde distintos países de América, Europa y Asia, y que han sabido aprovechar las oportunidades que ofrece esta región en términos de competitividad, capacidad y disponibilidad de talento humano, sólido tejido empresarial y ubicación geográfica. Estas empresas están operando y aportan más del 40% de las exportaciones de la región y 20% del PIB regional, lo que marca una gran relevancia para la economía de la región y del país.

Al ser la única región multimodal sobre el Pacífico colombiano, el Valle del Cauca cuenta con el Puerto de Buenaventura (principal puerto marítimo de Colombia) y es sede de siete zonas francas, que lo configuran en una plataforma productiva y exportadora de alto alcance, que desde hace más de 80 años favorece la llegada de multinacionales extranjeras que han contribuido a la dotación que hoy tiene el territorio.

Compartir: